blog

El Movimiento de la Palabra de Dios

El Movimiento de la Palabra de Dios
Categoría:
Creado:
Lunes, 18 Febrero 2013
Administradores del grupo:
  • ¿DÓNDE ESTÁ TU VICTORIA?

    “¿Por qué buscáis entre los muertos al que está vivo? No está aquí, ha resucitado”
    (Lc 24, 5-6)

    “La muerte ha sido devorada por la victoria. ¿Dónde está, oh muerte, tu victoria?”
    (1 Cor 15,54-55)

    Para siempre el Cielo abierto
    ya no hay deuda ni condena
    y pagada está la pena
    por Aquel que estuvo muerto.

    Y será, quien tenga infierno,
    por rechazar a este Hijo
    que en la Cruz estuvo fijo
    y ahora vive, Dios eterno.

    Están rotas las cadenas
    de la muerte y del pecado
    y Jesús Resucitado
    deja un rastro de azucenas

    y de panes horneados
    en el Fuego de su Amor.
    Caminad tras el Señor
    y vivid resucitados

    que la tumba está vacía
    y colmado está el sagrario,
    que en todo monte Calvario
    de pie está siempre María.

    Por la Cruz se va a la Gloria.
    Cristo está en pie, vivo y fuerte.
    Gritad con Pablo a la muerte:
    -¡Oh ¿dónde está tu victoria?!-

    Ángel García-Rayo Luengo, Pbtro.

    “Alabados sean el Padre y el Hijo y el Espíritu Santo, en los cielos y en los sagrarios de la tierra, y en las almas de los que comulgan con su gracia”.

    San Manuel González.
    groups.wall 5 días
  • PLEGARIA

    ¡Dame, Señor, la firme voluntad,
    compañera y sostén de la virtud,
    la que sabe en el golfo hallar quietud
    y en medio de las sombras claridad:

    la que trueca en tesón la veleidad
    y el ocio en perennal solicitud,
    y las ásperas fiebres en salud,
    y los torpes engaños en verdad!

    Y así conseguirá mi corazón
    que los favores que a tu amor debí
    te ofrezcan algún fruto en galardón…

    y aun tú, Señor, conseguirás así
    que no llegue a romper mi confusión
    la imagen tuya que pusiste en mí.

    Adelardo López de Ayala.

    “Amar mucho a Dios que os ha mirado con predilección siempre: despiertos, durmiendo, trabajando y descansando, en toda hora y momento”.

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall 11 días
  • DESPOJADO DE JUSTIFICACIONES

    Hazme ver, Señor, mis fallos y culpas,
    los que no veo y los que no quiero ver.
    Los stops a tu llamada,
    los silencios ante la injusticia,
    los talentos que no desarrollo,
    la pereza de retomar tu camino,
    la alergia a todo esfuerzo,
    el apego a mi estatus,
    el miedo a lo nuevo,
    el bien que no hago,
    esas diarias justificaciones…

    Y, también, mis cumplidos por quedar bien,
    mis ganas y manejos por ser el centro,
    mis críticas ácidas que matan ilusiones,
    mi desamor que justifico como falta de tiempo,
    mi soberbia escondida y su falsa protección,
    mis sentimientos mal encauzados que me anegan,
    mis frenos a la generosidad ajena,
    mis batallas oscuras y sin causa,
    mi ridícula dignidad…

    Hazme ver, Señor, mis fallos y culpas,
    los que no veo y los que no quiero ver.
    Ábreme los ojos y el corazón.
    Lávame, despiértame y renuévame.

    Florentino Ulibarri.

    “La victoria del bien en el mundo está unida a esta verdad: un hombre que reza profesa esta verdad y, en cierto sentido, hace presente a Dios que es Amor misericordioso en medio del mundo”.

    San Juan Pablo II.
    groups.wall 20 días
  • SÓLO CRISTO ENSEÑA

    Deseo de saber, tan propio al hombre,
    con años de cuidado y diligencia
    me ha tenido por una y otra ciencia
    buscando fama y adquiriendo nombre.

    ¿Mas quién habrá, Señor, que no se asombre
    de ver turbar la ciencia en tu presencia
    de tantos que por física excelencia
    quieren que el mundo los estime y nombre?

    ¡Qué necio en ciencias vanas me divierto!
    Que si los ojos a tu cruz levanto,
    eres el arte más seguro y cierto.
    ¿Pero cómo clavado enseñas tanto?
    Debe ser que siempre estás abierto,
    ¡oh Cristo, oh ciencia eterna, oh libro santo!

    Lope de Vega.

    “Dios me ve (Gn 16,13). En la mezcla de pensamientos de humildad y gozo que se nos aparecen, debemos reconocer la presencia de nuestro Creador y Señor, que en todo tiempo aparece ante sus siervos bajo un doble aspecto: severo porque es Santo y, sin embargo, dulce y abundante en misericordia”.

    Beato Cardenal Newman.
    groups.wall 25 días
  • MI CORAZÓN

    Mi corazón, ¿con quién será sino contigo,
    con quién tendrá descanso, tendrá puerto,
    Tú que vives habiendo muerto,
    en quién sino en ti mismo tendrá abrigo?

    Me sigo y me desmando y me persigo
    detrás de un espejismo, un sueño yerto.
    Tú sólo eres Verdad, Tú sólo cierto,
    éxtasis de la uva y del trigo.

    Mi corazón, ¿adónde llevaré
    que clama herido y anhelante
    la fuente del amor por que suspira?

    ¿De quién será? ¿a quién se lo daré?
    Diciendo tu Nombre bella y distante,
    la noche llora estrellas y me mira.

    Ángel García-Rayo Luengo, Pbro.

    “Cada mañana, al despertarte, inicia una nueva vida, fresca y dinámica y llena de optimismo. Si el camino llega a ser difícil, continúa hacia adelante con el Señor, como los discípulos en el camino de Emaús, y llegarás a la meta”.

    Cardenal F.X. Nguyen van Thuan.
    groups.wall 34 días
  • LEALTAD

    A tu lado, mi Dios, siempre contigo;
    no me importan lumbreras ni el intento
    de los grandes señuelos del momento;
    yo pretendo tan sólo ser tu amigo.

    Desde el fondo del alma te bendigo,
    te dedico lo hondo de mi aliento
    y mi espíritu ríe de contento
    porque intenta, Señor, ser tu testigo.

    No me niegues el son de tu llamada;
    no te vuelvas la música olvidada
    que haga otra vez nacer mi desconsuelo.

    Vive en mí muy adentro, muy profundo,
    que nada me encadene en este mundo,
    que mi meta y mi fin sean tu cielo.

    Joaquín Fernández González.

    “Cada trabajo es importante, y lo que yo hago, no lo puedes hacer tú, de la misma manera que yo no puedo hacer lo que tú haces.
    Pero cada uno de nosotros hace lo que Dios le encomendó”.

    Santa Teresa de Calcuta.
    groups.wall 38 días
  • LO QUE SE HA DE HACER PARA OBTENER LA VIDA ETERNA

    Cuando anunciaba muchas cosas horribles sobre su llegada,
    un muchacho a quien sus mejillas sin afeitar señalaban su primera juventud,
    rico de bienes, que destacaba en las ocupaciones de un inútil ocio,
    a él cinco rebaños de ovejas le balaban y otras cinco vacadas
    volvían y llenaban las mesas de manjares no comprados,
    inmediatamente ambas manos extendió rápido
    y las rodillas abrazándole, así habló con palabras amigables:
    “Oh Gloria, oh parte justamente excelsa de nuestra fama,
    en ti me refugio y suplicarte tu ayuda reclamo.
    Todo lo he cumplido y antes lo he meditado en mi mente.
    Líbrame, invicto, de estos males. ¿Qué me queda finalmente?
    O ¿en busca de qué podría yo superar tantos males?
    Acógeme y dame fe: Para mí es lícito aceptar tus órdenes”.

    Proba, siglo IV.

    “¡Oh Señor mío y Dios mío, qué grandes son vuestras grandezas! y andamos acá como unos pastorcillos bobos que nos parece alcanzamos algo de vos, y debe ser tanto como nonada, pues en nosotros mismos están grandes secretos que no entendemos”.

    Santa Teresa de Jesús.
    groups.wall 48 días
  • LA LÓGICA DE DIOS

    Me dicen que triunfe a toda costa,
    que pise fuerte, sin vacilar jamás,
    mostrando dominio
    de las situaciones,
    de las gentes,
    de mí mismo.

    Me dicen que escriba mi nombre
    con letras hermosas en tarjeta noble,
    que la impresión es lo que cuenta
    y hay que lucir estilo,
    títulos, rango y riqueza.
    Me dicen que me cerciore
    de tener todo bien atado,
    de asegurar el futuro,
    de dominar el presente,
    para así vivir al límite.

    Pero llegas tú y te ríes de esos consejos,
    y me dices que desde arriba
    no se ve a las personas,
    que escriba mi nombre
    en las horas regaladas,
    en las puertas abiertas de mi vida,
    en las manos ofrecidas
    para apoyar al prójimo.

    Llegas tú y descolocas mi orden,
    y me dices que salte al vacío.
    Y me recuerdas que es en los sencillos,
    los mansos, los pequeños y los pobres
    donde está la Vida sin límite.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “No es lo importante lo que uno hace, sino cómo lo hace, cuánto amor, sinceridad y fe ponemos en lo que realizamos”.

    Santa Teresa de Calcuta.
    groups.wall 55 días
  • BIENAVENTURANZAS DE JESÚS

    Felices quienes han descubierto en Jesús el camino para su más plena realización humana, personal, espiritual, en comunión y respeto hacia todas culturas, ideas y religiones de la humanidad.

    Felices aquellos para quienes los valores de Jesús representan los mejores sentimientos, que pueden dar auténtico sentido a sus existencias.

    Felices aquellos en quienes Jesús ha despertado el manantial de la insatisfacción, para seguir buscando incansablemente la verdad profunda del ser humano.

    Felices quienes se han dejado impregnar por la Buena Noticia de Jesús, el deseo del Reino de Dios, es decir, la construcción de una sociedad que no esté basada en el dinero, en el poder, en el dominio de unos sobre otros, sino en la igualdad y la fraternidad.

    Felices quienes experimentan, como Jesús, la cercanía, la presencia y la íntima certeza de un “Dios todo bondad” que nos fortalece, anima y acompaña en el sendero de la vida.

    Felices quienes se comprometen, como hizo Jesús, en curar, aliviar, liberar, integrar y dar valor a cada persona con la que nos encontremos, especialmente con las más marginadas y humilladas, a cuyo encuentro debemos salir.

    Felices quienes se muestran compasivos, quienes trabajan por la paz, quienes no se dejan esclavizar por el dinero, quienes son perseguidos por luchar por la justicia, quienes se alegran con las alegrías de los otros y lloran con un corazón de carne ante los sufrimientos de los demás.

    Felices quienes han encontrado en Jesús que la vida tiene sentido, que hay que vencer cada día a la muerte que nos rodea, que estamos llamados a más vida, a una vida profunda, a la resurrección de nuestra propia vida, ya aquí en la tierra, como germen de la vida eterna.

    Miguel Ángel Mesa Bouzas.

    “Dios mío, tú me has amado desde toda la eternidad; yo quiero agradecértelo con intensidad”.

    Santa Ángela de la Cruz.
    groups.wall 62 días
  • LA NATIVIDAD DE MARÍA

    Canten hoy, pues nacéis vos,
    los ángeles, gran Señora,
    y ensáyense desde ahora,
    para cuando nazca Dios.

    Canten hoy, pues a ver vienen
    nacida su Reina bella,
    que el fruto que esperan della
    es por quien la gracia tienen.

    Digan, Señora, de vos,
    que habéis de ser su Señora,
    y ensáyense desde ahora,
    para cuando nazca Dios.

    Pues de aquí a catorce años,
    que en hora buena cumpláis,
    verán el bien que nos dais,
    remedio de tantos daños.

    Canten y digan por vos,
    que desde hoy tienen Señora,
    y ensáyense desde ahora,
    para cuando nazca Dios.

    Lope de Vega.

    “Hacerlo todo, por Ella, con Ella, en Ella y para Ella. Si así lo hacemos notaremos como se allanan muchas dificultades, pues la Virgen siempre nos acerca al Señor”.

    Santa María de la Purísima de la Cruz.
    groups.wall 69 días
  • CUERPO DE CRISTO

    Ojos inquietos por verlo todo.
    Oídos atentos a los lamentos,
    los gritos, las llamadas.
    Lengua dispuesta a hablar
    verdad, pasión, justicia…

    Cabeza que piensa,
    para encontrar respuestas
    y adivinar caminos,
    para romper las noches
    con brillos nuevos.

    Manos gastadas de tanto bregar,
    de tanto abrazar
    de tanto acoger
    de tanto repartir
    pan, promesa y hogar.

    Entrañas de misericordia
    para llorar las vidas golpeadas
    y celebrar las alegrías.

    Los pies, en marcha
    hacia tierras abiertas
    hacia lugares de encuentro.

    Cicatrices que hablan
    de luchas, de heridas,
    de entregas,
    de amor,
    de resurrección.

    Cuerpo de Cristo…
    …Cuerpo nuestro.

    José Mª Rodríguez Olaizola, SJ.

    “¿Por qué te empeñas en mí, Señor? Has puesto tu amor en esta pobre carne mía, esta débil carne pecadora, que no tiene vida excepto por tu gracia. Completa tu obra, Señor, y así como tú me has amado desde el principio, has que yo te ame hasta el final”.

    Beato Cardenal Newman.
    groups.wall 76 días

Unidos a
la Palabra de Dios recorremos
el desierto
de los hombres anunciando
el Agua Viva
que no se acaba

No hay boletín agregado aún
Creo que debemos ser ante todo agradecidos de Dios por haber tocado el corazón de Benedicto XVI para ser Papa, para ser su vicario en la Tierra, y cumplir con esa misión y que lo hizo con creces para gloria de Dios, para el bien de la Iglesia de Cristo, para el bien de los hermanos separados y para el mundo todo. Y no preocuparnos en la tristeza, sino tener la esperanza certera de que nuestro querido Benedicto XVI asumiendo con fe la nueva etapa de su misión en la soledad del Monte Horeb en el monasterio en la oración y en la meditación por la Iglesia y por el mundo. Demos gracias a Dios por habernos dado un Papa como Benedicto XVI: por su humildad, por su inteligencia, su sabiduría, por su confianza plena en el abandono en Dios que todo lo puede y recemos por el nuevo papa que surja de éste Cónclave próximo; y no nos dejemos llevar por lo que dice el mundo. Escuchemos la voz de la Iglesia que es Madre y Maestra.
Última respuesta por Mario Gabriel Wagner en Lunes, 04 Marzo 2013